Deleitese

Colombia es, sin duda alguna, un país multicultural y por ello mantiene tradiciones y costumbres totalmente diferentes en cada región. Así mismo, tiene variedad gastronómica que le permite diferenciarse de muchos países. Para cada reunión hay su celebración y en ellas se disponen a compartir de alguna bebida acorde al festejo.

Estas son algunas de las bebidas que tradicionalmente se consumen en Colombia:

Café: Esta bebida es insignia del país por su exquisito aroma y sabor. No en vano la marca de café colombiano ‘Juan Valdés’ es reconocida a nivel mundial.

Aguapanela: Una dulce bebida tradicional en todos los hogares colombianos. Está hecha a base de panela de caña de azúcar y su preparación es ideal en tiempo de invierno, pues debe servirse caliente.

Canelazo: Bebida derivada del ‘aguapanela’ mezclada con un poco de aguardiente, azúcar y agua de canela. Así se convierte en una deliciosa infusión artesanal dulce que se disfruta, tradicionalmente, en torno a una fogata nocturna con amigos o familiares.

Lulada: Una bebida típica de la región del Valle del Cauca, perfecta para calmar la sed en tiempo de verano. Su preparación es a base de lulo con azúcar, limón y mucho hielo. Esta, a diferencia de un jugo tradicional, no se licúa sino que la pulpa es exprimida con las manos y llevada directamente al vaso.

Champús: Se puede encontrar en muchas ciudades de Colombia, pero principalmente en Cali. Es una perfecta combinación de maíz, panela, algunas frutas cítricas, canela y clavos de olor. Debe tomarse fría.

Refajo: Este país es reconocido por ser alegre y celebrar cada vez que se puede. Por esto, es común oír de los famosos asados a los que se convida a los amigos y por lo general se hace los fines de semana. En este compartir se hace presente el ‘refajo’ que no es más que la mezcla de cerveza tradicional con gaseosa. Hacia los años 90 dejó de ser una bebida popular y tradicional para aparecer en el mercado en envase de lata. Nada más colombiano que esto.

Chicha: Una bebida legendaria de Colombia que proviene de la tradición de poblaciones indígenas de América Latina. Se hace a base de maíz fermentado con miel o azúcar. Quienes visiten el país podrán disfrutar de esta delicia colombiana en los rincones del sector de La Candelaria (Bogotá).

Masato: Se trata de otra de las bebidas artesanales de Colombia cuya preparación consiste en la fermentación de yuca, arroz o maíz, durante aproximadamente ocho días, hasta que la mezcla obtenga una leve consistencia espumosa. El masato es tradicional en los departamentos de Santander, Tolima y Cundinamarca.

Aguardiente: Entre las bebidas alcohólicas más consumidas en el país está el aguardiente. Se toma en celebraciones y fiestas para amenizar el compartir. Se realiza a partir de un destilado de caña y anís lo que proporciona un sabor fuerte al paladar. Suele servirse puro en copas pequeñas, o mezclarlo con otros licores o refrescos para formar cócteles.

Chirrinchi: Tradicionalmente es preparada por las tribus indígenas Wayuu ubicadas en la Guajira (Colombia). Lleva un proceso de destilación de panela en alambiques de cobre artesanal y se aromatiza con algunas especias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to Top